¿CUÁL ES EL JUEGO DEL MINISTERIO DE DEFENSA?

Como ya anunciáramos anteriormente, AUME emprenderá las acciones legales pertinentes para que dicha situación adquiera la debida firmeza democrática y se respeten los derechos de los miembros de la asociación y su voluntad de formar parte, o no, de las sesiones plenarias del COPERFAS

La pasada semana .AUME emitió una nota en la que se expresaba la sorpresa por la publicación en el BOD del nombramiento de Representantes en el Consejo de Personal de las Fuerzas Armadas, a tres miembros de AUME, cuando, precisamente, estos tres miembros habían realizado oficialmente su renuncia expresa a dicho cargo. Realizada la consiguiente consulta con la Secretaría Permanente del COPERFAS, se  comunicó que dicha información se debía a un error y que se publicaría su rectificación.

En el BOD nº 63 de 1 de abril, se publica la Resolución 430/04409/16 con una nueva disposición mediante la que se conceden créditos de tiempo a los tres miembros de AUME que habían sido nombrados (supuestamente de forma errónea) como Representantes.

Lejos de haberse rectificado la primera información, el Ministerio de Defensa continua con acciones dirigidas de forma autoritaria a “OBLIGAR” a miembros de AUME a ejercer una función, cuyo derecho sólo a ellos cabe efectuarlo.

Como ya anunciáramos anteriormente, AUME emprenderá las acciones legales pertinentes para que dicha situación adquiera la debida firmeza democrática y se respeten los derechos de los miembros de la asociación y su voluntad de formar parte, o no, de las sesiones plenarias del COPERFAS.

AUME hizo público en su momento, la renuncia de sus representantes a la participación en los plenos del COPERFAS, mientras se mantuviera la presidencia que durante toda esta etapa ha tenido,  y que, a día de hoy, sigue existiendo. Esta decisión fue trasladada a la Subsecretaria de Defensa en el último pleno del COPERFAS al que asistieron dichos miembros. Esta opción, no es impedimento para que la asociación mantenga su capacidad de representación en el mismo.

AUME no se va a esconder abandonando el COPERFAS, pues la verdadera lucha siempre se debe realizar “desde dentro” y con las herramientas democráticas que vamos conquistando. Esta es la mejor vía para conseguir las reformas necesarias que nos proporcionen un espacio para la realización efectiva de nuestros derechos. En parte, ya se está obligando a que el propio Ministerio revise la función del SEPERCOPERFAS. Si estos no lo hacen, estamos seguros que en pocas fechas otros lo harán y esperemos que sea una revisión en profundidad. AUME luchará porque así sea.